CANARIAS, FARMAVIDA, PARAFARMACIA

Alimentos contra las quemaduras de sol – I

Si accidentalmente este verano tomas demasiado sol, los remedios para tratar las quemaduras en la piel podrían estar en tu nevera.

El clima cada vez más cálido y soleado no hace sino recordarnos que el verano ya está a la vuelta de la esquina. En esta época del año conviene no despistarnos en lo que al cuidado de nuestra piel se refiere, ya que estamos más expuestos a los rayos del sol y a los daños que puede causarnos. Desde luego, nadie quiere quemarse, pero lo cierto es que a veces, bien por las distracciones, o bien porque no consideramos que sea necesario, se nos olvida ponernos esa capa de crema solar, o simplemente ponernos a cubierto más a menudo. Hay muchas maneras tanto de prevenir como de tratar las quemaduras por el sol, y algunas de ellas están ni más ni menos que en tu nevera.

Estos son algunos de los alimentos que seguramente tendrás en tu cocina y que te servirán para tratar e incluso prevenir las quemaduras solares:

Papas: Aunque abusar de ellas quizás no sea aconsejable para quienes buscan mantener su línea, lo cierto es que son de gran ayuda para aliviar el dolor de las quemaduras solares gracias a su almidón. Una manera de aplicarla es cortándola en rodajas y aplicándola en la zona afectada.

Té verde: Conocido sobre todo por sus propiedades relacionadas con la pérdida de peso, el té verde también ayuda a combatir las radiaciones perjudiciales gracias a su contenido en ácido tánico. Beber una o dos tazas a diario contribuirá a que estemos más protegidos contra el sol. Y en caso de que sufras quemaduras en la cara puedes empapar dos bolsitas y aplicarlas en la parte dañada.

Pepino: Esta hortaliza, beneficiosa para la salud de tu piel en general, es de gran ayuda para tratar las quemaduras, y entre sus propiedades destaca su poder hidratante. Moler un trozo de pepino y aplicarlo en nuestra piel será de gran ayuda cuando ya estamos quemados.

Vinagre blanco: El ácido acético del vinagre actúa como un antiinflamatorio, por lo que su aplicación sobre la piel puede ser beneficiosa cuando sufrimos quemaduras solares. Dicen que aplicar un poco de vinagre sobre la piel aliviará el dolor durante al menos 20 minutos.

Tomate: El licopeno presente en el tomate aporta beneficios a nuestra piel, protegiéndonos de los eventuales daños que el sol pudiera causar. ¡Otra razón para añadir más tomate a nuestra dieta!

Por supuesto, siempre es mejor prevenir una quemadura solar que tratarla, y conviene tomar en serio lo que significa exponernos al sol, ya que no hacerlo correctamente puede repercutir en la salud a corto y largo plazo. Y si antes de tu próxima visita a la playa o del comienzo de tus vacaciones necesitas asesoramiento acerca de los mejores productos para tu piel, las chicas Farmavida de nuestras parafarmacias de Tenerife y Gran Canaria estarán encantadas de atender a tus consultas.

 

 

También Podría Gustarte